Londres y Dublín vuelven a la gresca en la recta final de las negociaciones del Brexit

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

El primer ministro irlandés, Leo Varadkar, ha advertido a la premier Theresa May que Dublín no puede dar el visto bueno a la última propuesta de Londres para solucionar el escollo de la frontera irlandesa, el principal obstáculo en la recta final de la negociación del Brexit.

En una tensa e improvisada comunicación telefónica, Varadkar salió al paso de las declaraciones del ministro para la salida de la UE, Dominic Raab, que aseguró que el Reino Unido pretende imponer una “cláusula de salida”, a partir de los tres meses desde su entrada en vigor, de la controvertida “salvaguarda” o ‘backstop’ para mantener temporalmente al país dentro de la unión aduanera.

Varadkar ha dejado claro que ni Irlanda ni la UE están dispuestos a transigir con la pretensión del Reino Unido de poder aplicar la cláusula unilateralmente. El primer ministro irlandés propone a cambio un “mecanismo de revisión” con todas las partes implicadas para evitar la disrupción en la frontera entre las dos Irlandas.

Pese al optimismo expresado recientemente por May, que ha elaborado una plan “secreto” para acelerar las negociaciones que será analizado por su Gobierno este martes, Varadkar ha dado a entender que la cuestión de la frontera está lejos de resolverse.

“El Brexit ha comprometido ya el proceso de paz”, declaró Varadkar a la cadena RTE, en el momento de redoblar las críticas hacia Londres. “Cualquier cosa que divide a las comunidades de Irlanda del Norte y de la República de Irlanda, y que crea tensiones entre Reino Unido y nuestro países, es una manera de subvertir el Acuerdo del Viernes Santo”.

En un intento de aplacar la ira del primer ministro irlandés, Theresa May decidió llamarle personalmente para intentar acercar posiciones. Según un portavoz de Downing Street, la llamada tuvo lugar “para tomar el pulso al progreso de las negociaciones”, y no para enmendar el revuelo causado por las declaraciones de Dominic Raab.

May insistió, sin embargo, que el acuerdo del Brexit debe incluir “un mecanismo que ponga fin a la salvaguarda”. El Gobierno británico reclama también que el ‘backstop’ para permanecer temporalmente en la Unión Aduanera se aplique a todo el Reino Unido, y no exclusivamente a Irlanda del Norte, por considerar que esa solución podría comprometer la integridad territorial del país.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.